*

Diversidad

Portada  |  15 septiembre 2021

Alimentación como terapia: ¿Cómo influye la alimentación en nuestras emociones?

¿Somos los que comemos?

“Somos lo que comemos y somos lo que absorbemos a través del intestino” Así comienza la charla Flavia y Male con la médica pediatra, Mirian Hidalgo.

El 41,1% de los infantes tiene sobrepeso y obesidad en la Argentina, este dato arrojado por la Encuesta Nacional de Nutrición y Salud, nos pone en alerta de la importancia de mantener e incentivar una alimentación equilibra y saludable que no solo tendrá efectos sobre el aspecto físico de las personas, sino principalmente en su salud emocional.

Invertir en la salud de nuestras infancias, incentivando en lo posible el consumo de frutas, verduras y alimentos no procesados estamos invirtiendo en su salud futura, un regulador que también influirá en la emociones y calidad de vida.

Los niveles de azúcar en sangre pueden alterar los estados de animo de los niños, aquellos que poseen alguna discapacidad como el espectro autista pueden generar extremos nocivos. La doc nos sugiere la baja del consumo de azucares y harinas, bebidas azucaradas y golosinas como alguno de las estrategias para mejorar nuestro consumo de alimentos.

Adquirir hábitos saludables desde los primeros aprendizajes, acompañados en lo posible por nuestra familia contribuyen a volverse costumbres que en el futuro contribuirán a una mejor calidad de vida.  

Existen estudios que relacionan el consumo de productos ultra procesados como jugos en polvo, como influyentes en el desarrollo del déficit de atención en niños. 

Mira también:

Alimentación y Discapacidad, una dieta adecuada ayuda en las terapias

Discapacidad y sexualidad sin tabúes

Pautas básicas para interactuar mejor

Comentarios